Sexualidad e Intimidad

Hacer el amor no es solo tener sexo..."hacer el amor" es poder compartir con el otro tu plenitud, tu corazón, tu éxtasis, tu cuerpo, tu amor y tu ser.
Existen herramientas que pueden ayudarte a conseguir una relación sexual plena con tu pareja. Aprende cuáles son, cómo usarlas, aprende a mejorar tu comunicación, a reconocer cuando se despiertan tus heridas y cómo sabotéan tu intimidad.


En nuestros encuentros sexuales (sin ser concientes de ésto), suelen despertarse muchas de nuestras heridas, traumas, shocks  y carencias. 

Dichas heridas interfieren en la conexión intima con nuestra pareja o amante, saboteando así nuestros encuentros, bloqueando la posibilidad de hacer el amor con plenitud y la conexión desde el corazón con el otro.

Muchas veces no somos totalmente conscientes de lo que sucede en nuestra intimidad. En el sexo solemos proyectar nuestras necesidades insatisfechas, miedos, inseguridades, vergüenza, carencias afectivas, estres, frustraciones, insensibilidad, etc. Y carecemos de un entendimiento profundo y consciente de la dinámica insana de nuestra sexualidad.

Deberiamos aprender a sentir o reconocer nuestras frustraciones y encontrar maneras efectivas y amorosas de comunicar nuestra vulnerabilidad, haciendo posible expresar nuestras necesidades y heridas sin causar distanciamiento, ni separación.

La mayoría de las parejas presentan una gran dificultad de comunicación, no saben como trasmitir y negociar sus diferencias, discuten con facilidad o se juzgan constantemente, estas conductas suelen alejar y destruir el amor, no es posible que la relación se mantenga fresca y amorosa ante una situación así. O muchas veces cuesta encontrar el momento justo para que una pareja pueda hacer el amor, y este hecho hace que los dos amantes poco a poco pierdan interés el uno por el otro y con el tiempo hay parejas que solo comparten casa, hijos, hipotecas y compromisos, olvidándose de los motivos que los unión en un comienzo.

Claro que pueden existir muchas otras razones que interfieren en la intimidad pero en muchos casos el amor, la seducción y la sexualidad, toman un papel totalmente secundario en la relación, y esto complica mucho más poder generar conexión en la pareja y las dos personas se vuelven compañeros de piso o hermanitos (una forma de ejemplificar lo que se vive). 

El momento de intimidad es tan importante como cualquier otra cosa en tu vida, debes darle su lugar, entiendo que no sea el número uno de tus prioridades pero debes mirar que esté en tu lista de prioridades.
Una pareja necesita tener contacto físico, así sea breve, con o sin sexo, pero se deben tocar. Hay estudios que dicen que las parejas que mantienen contacto físico y hacen el amor, suelen discutir menos y son más felices.
La comunicación es una de las bases más importantes para una buena relación, si hay problemas, se deben hablar y no discutirlos, porque en la discusión no os escucháis, solo  buscáis tener la razón o resolver las cosas a la manera de cada uno y no conjuntamente.
Te sugiero que no acumules o pospongas lo que no te gusta en tu relación, porque generará alejamiento de tu pareja, puedes llegar a sentir rechazo, puede que deje de atraerte, que intentes evitar encuentro íntimos, puedes volverte reactiva/o, o te irritas con facilidad, etc.

 

Sesiones Individuales o en pareja.

 

Calendario